Audi e-tron. Continuamos con el líder

En esta ocación nos hemos citado en San Francisco para conocer al e-tron, el primer eléctrico de Audi. Es un coche que conjuga la más avanzada tecnología con el confort y las altas prestaciones.

Y continuamos con el tercer reportaje, donde les contamos todas las virtudes del Audi e-tron. En la entrega anterior nos referimos a su gran espacio interior., tanto en el habitáculo como en el maletero. También les hablamos de su avanzado y tecnológico panel de control. Y el sistema de propulsión a la vanguardia. Pero sigamos contando virtudes.

» Dependiendo de la situación, el sistema puede decidir la clase de frenada que se llevará a cabo. Y sin duda, con este sistema se conseguirá la frenada más optima, y también una capacidad de recarga mayor.»

Audi e-tron. Autonomía de 400 Km

El coche e-tron nos ofrece una autonomía máxima de 400 kilómetros, en relación al ciclo de homologación WLTP. Y esto lo logra debido a que porta una batería con 95 kWh conformada por 36 módulos o celdas de aluminio, que se encuentra situada en la parte baja del coche. Posee una longitud de 2,28 metros y pesa aproximadamente 700 kilos. El hecho de estar situada en la zona baja, contribuye a la mejora de la rigidez en la carrocería, además que el centro de gravedad del e-tron también baja su ubicación. Todas estas características se confabulan para que el coche eléctrico de Audi sobresalga por su comportamiento altamente dinámico.

Audi e-tron

Más elementos que aportan eficiencia

El e-tron, son diversos los elementos que ayudan a su eficiencia optima. Así nos encontramos con el sistema para la recuperación de la energía. Este es un sistema con la capacidad de acrecentar la autonomía en aproximadamente un 30%. En él trabajan de forma mancomunada  dos motores eléctricos, y la recuperación de energía puede legar a través de dos maneras. La primera sucede al circular por inercia, es decir, al levantar únicamente el pie del pedal del acelerador. Y la segunda sucede al pisar el freno.

Dependiendo de la situación, el sistema puede decidir la clase de frenada que se llevará a cabo. Y sin duda, con este sistema se conseguirá la frenada más optima, y también una capacidad de recarga mayor. Tenemos como ejemplo, que incluso en  la frenada con una desaceleración  de 0,3 g, que abarca el 90% de las circunstancias, le corresponderán los motores para parra el coche. Pero, cuando estamos por encima, y se pisa el freno completamente a fondo, le tocará a los tradicionales frenos entrar en acción.

Esta capacidad para la regeneración al producirse la frenada, puede ser regulada en tres momentos. En la fase más activa, solo se requerirá dejar de presionar el acelerador y levantar nuestro pie, y se producirá el frenado instantáneamente.

Diversidad de sistemas

El e-tron de Audi, se encuentran equipado con diversos sistemas y equipos. En él encontramos un asistente de eficiencia desde el cual se envía consejos a la persona que conduzca y ¡claro! Aumenta la eficiencia.

Es un sistema que se combina con las cámaras, los datos del excelente sistema de navegación.  Además, se conjuga con los mensajes que emanan de la infraestructura y la información del radar.

Como hemos dicho anteriormente, el e-tron posee diversos elementos que mejora el aprovechamiento de energía. Por ejemplo el  trabajo riguroso lograr una aerodinámica, las llantas con 19 pulgadas que se han optimizado  de forma aerodinámica. También los bajos que han sido carenados y hasta los neumáticos con una norma 255/55 que poseen muy baja resistencia a la marcha.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *